Yoga para un día intenso

Llevo algunas semanas con un ritmo más alto de lo normal en cuánto a planes, curro y viajes.  No sé a vosotr@s, pero a mí los días o rachas intensas me cargan bastante el cuello y las lumbares. Esta tensión también me suele bajar a los brazos y a la zona alta de la espalda, por lo que cuando descubrí estas posturas y comprobé lo bien que me venían para descargar estas zonas, no dudé en introducirlas en una pequeña secuencia que suelo hacer después de días o etapas duras, para relajarme y aliviar tensiones. 

Cómo ya os contaba aquí , me inicié en el yoga de forma autodidacta inspirándome en videos de Youtube o cuentas de Instagram y alguna clase suelta.

Para nada pretendo enseñar o guiar, simplemente recopilar mi aprendizaje e inspirar.

Sé que haré muchas posturas mal o podría mejorar en muchas otras; de momento yo me quedo con posturas poco arriesgadas que suponen un alivio a mi cuerpo.

Nunca me tomo el yoga como una competición y soy muy muy conservadora. Llevo tiempo pensando ir a clases para aprender de forma más profunda, pero de momento no he conseguido cuadrar horarios.

La secuencia que os traigo hoy es cortita y como os decía, a mí me viene genial para aliviar tensiones acumuladas. Yo la hago dos o tres veces e intento mantenerme en cada posición unas dos o tres respiraciones; inhalo por la nariz y exhalo por la nariz haciendo el “ruido de Darth Vader” 🙂 por la garganta.

  1. Postura de plancha: manos alineadas con hombros.
  2.  Perro boca abajo: intentando elevar cadera y mirar hacia las rodillas
  3. Perro boca arriba: con cuidado de no hacerse daño en la lumbar
  4. Rodillas juntas y nos sentamos sobre las piernas, estirándonos hacia delante, cómo si quisiéramos coger algo que está alejado.
  5. Metemos el brazo derecho por debajo y apoyamos antebrazo y parte derecha de la cara (o lo intentamos). Igual hacia el otro lado.
  6. Posturas de gato arqueando la espalda hacia dentro y hacia afuera.
  7. Con las caderas alineadas con los pies, nos intentamos tocar los pies o los tobillos. Si el cuello duele demasiado, no mirar hacia atrás.  A mí esta es la que más me alivia.
  8. Juntamos de nuevo las rodillas e intentamos cogernos las manos por detrás de la espalda. Te puedes ayudar de una toalla o goma elástica. Lo hago con ambos brazos.
  9. Cruzo las piernas, una por encima de la otra, con los pies tocando el suelo.
  10. Me giro hacia un lado y hacia otro, llevando una mano hacia atrás y manteniendo la otra delante.
  11. Para terminar, entrelazo las dos manos y me mantengo mirando al frente. Lo hago alternando el brazo que entrelazo.

Puedes acabar acostada inspirando y exhalando, llenando bien los pulmones de aire y expulsándolo poquito a poco.

Qué importante es respirar conscientemente y qué poquito lo hacemos.

 

_mg_7330

 

Respecto al Outfit es de una firma de ropa online que me encanta y de la que ya os he hablado otras veces, Fabletics. Esta malla es preciosa y el corte en la cintura no puede ser más favorecedor. Tapa la barriguita y sujeta estupendamente. El top tiene un espalda maravillosa y su tejido es super elástico. A mí me suelen agobiar los tops que aprietan demasiado y es que este … ni lo sientes, de verdad.

Sigo flipando con la elegancia, calidad, originalidad y comodidad de esta marca. Si eres de las que te gusta comprar online y tener ropita deportiva y casual original, ni lo dudes.

¡Espero que os inspire! 🙂

Agradecimiento especial a mi hermana, por la localización tan chuli para las fotitos. 

 

¡Gracias por leer!

¡COMPARTIR ES VIVIR!

También te puede interesar ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *