Reconfórtate

Todos pasamos días o rachas en las que el ánimo, la ilusión o las ganas están más difusas.  No tiene porqué pasar nada malo en tu vida para que ocurran, pero pasan. A mí particularmente es un periodo que me cuesta. Soy una persona entusiasta que se ilusiona tanto con la más mínima cosa o momento, que cuándo me falta un poquito de esta ilusión o ganas me asusto inconscientemente y quiero que pase cuánto antes. Mi cuerpo y mi mente se ponen “en alarma” y me tensiona mucho estar así. La cabeza me va a mil intentando buscar el motivo o porqué de esta “falta de ilusión o ganas”. Tengo pesadillas, se me cargan los hombros, el cuello, la espalda.

Y al final pasa, siempre pasa, pero estar así no es agradable.

No os creáis que llegar a estas conclusiones por mi misma y entenderme de esta forma que parece tan fácil, en realidad lo ha sido. Este conocimiento personal que actualmente tengo  me lo ha dado mi trabajo personal acudiendo a terapia desde hace más de un año, cómo ya os contaba en este post. En este artículo, con el que tuve el enorme placer de colaborar con nada más ni nada menos que la revista digital Objetivo Bienestar, os contaba un poquito más de mí e intentaba naturalizar y normalizar el hecho de acudir a una terapia.

Soy humana y cómo todos, no soy perfecta y tengo dificultades. Quizás no son las “típicas” o “visibles” o aquellas clasificadas como “normales”, pero no por ello se deben esconder o ridiculizar. Como algun@s ya sabréis, el año pasado tuve un periodo muy fuerte de ansiedad que dio un giro completo a mi vida y me ha hecho verla de otra forma. Me ha permitido darme cuenta que necesitaba escucharme, entenderme, quererme, aceptarme tal como soy, respetarme, mimarme, reconfortarme… y de eso precisamente va este post.

Si algo necesito cuando mi equilibrio se tambalea, es tranquilidad y serenidad. Sentirme segura y bien interiormente.

Para conseguir sentirme así me ayudan mucho estas cosas:

Mindfulness

aquiyahora_tatuaje

Hacer todo muy despacio. Todo. Empezando por gestos cotidianos como lavarse las manos, comer, andar, hablar, respirar. Centrarme en cada momento y en lo que hago. En nada más. Intentar no pensar en el ayer o en el mañana o en dentro de una semana. Vivir el aquí y ahora.

Hablarme cómo a una amiga

 

amigas_nictecillareflexionaMe intento hablar con cariño, con paciencia, con amabilidad y compasión, como si de otra persona se tratara. Me digo cosas cómo: “Tranquila, esto es temporal, va a pasar”. “No pasa nada, todo está bien, es sólo una racha”. Pueden parecer frases obvias pero decírtelas ayuda. No hay mejor persona para reconfortarte que tú mismo.

Aromaterapia

 

aromaterapia_nictecillareflexionaSiempre  me han encantado los remedios naturales. Mi madre así me lo inculcó desde pequeña. Nuestras visitas al herbolario han sido frecuentes desde que tengo uso de razón y antes que optar por medicinas, siempre intentábamos la vía natural. Hay un Herbolario en Madrid que, de hecho, es de los más antiguos de la ciudad y son expertos en aromaterapia. Gracias a ellos empecé a interesarme por este mundillo y descubrí que, siendo una persona cuyo olfato está tan desarrollado (puedo ser muy maniática con los olores jejeje), la aromaterapia podía irme muy bien.

La aromaterapia es compleja, por lo que recomiendo siempre buscar un buen asesoramiento.

Desde ese momento incluyo una gotita de aceite de lavanda en el aceite de almendras para hidratarme si me ducho por la noche o necesito calmarme, o una gotita de esencia de naranja si la ducha es por la mañana o quiero activarme. Además tengo el botecito de agua de azahar con spray, el top de los aromas relajantes. Lo echo en la almohada y por la habitación antes de dormir, y noto que me relaja y me induce el sueño de forma natural.

Creo que dormir es la mejor forma de reconfortar a tu cuerpo y tu mente.

 Cuidados corporales

 Algo tan simple como cuidarte puede reconfortarte y hacerte sentir muy bien, y si además cuentas con aromas naturales y agradables, mejor que mejor. En esos días que me encuentro cómo describía al principio, me ayuda mucho “darme mimos”. Darme un baño, ponerme una mascarilla, exfoliarme la piel, arreglarme las uñas.

Cosas que no supongan demasiado esfuerzo pero que me reconforten mucho.

Ya os hablé hace unas semanas en mi cuenta de Instagram de BIOSAKURE, una empresa joven y emprendedora paisanos mía (murcianica) que han creado una línea de productos de COSMÉTICA NATURAL, NO TESTADOS EN ANIMALES y con una CALIDAD, PACKAGING y DETALLES INCREIBLES.

El otro día quería darme una buena sesión de mimos y aproveché para probar todos los productos del pack BEAUTY WORKOUT, que consta de un champú sólido, un acondicionador, un aceite de masaje y un bálsamo labial. El momento ducha con estos productos, aunque no venía de entrenar, fue super agradable y reconfortante. Los aromas son super naturales y sobre todo el del acondicionador, con aromas a limón y que se puede utilizar tanto después del champú para aclararlo o cómo desenredante sin aclarar, te trasladan a algún lugar lleno de vida y naturaleza.

Después del baño pedí a mi chico que me diera un masaje con el aceite, cuyos aromas y textura también me fliparon. Notaba mucho el clavo y la canela, aromas que a mí me encantan y calman. Con muy poquita dosis notamos que cundía para mucha superficie y el dosificador es una pasada. Tanto este como el acondicionador tienen dosificadores Airless, que permiten que se aproveche todo el producto.

El pack también cuenta con  un bálsamo labial para hidratar los labios con 42% de ingredientes ecológicos y el 32% de aceites vírgenes. Yo lo tengo de cereza, que es un aroma que me chifla.

Espero que os guste el post y os ayude a sentiros un poquito mejor si estáis pasando por “alguno de esos días” 🙂 .

¡Un abrazo!

¡Gracias por leer!

¡COMPARTIR ES VIVIR!

También te puede interesar ...

13 comments

  1. Me encanta el post!
    A mí me relaja un buen baño (o si no tengo bañera una ducha) e hidratarme con aceites con olor a coc. Después utilizo una colonia de Yves Rocher de ese mismo aroma. Y por último sofá y Harry Potter que la banda sonora también me relaja un montón!!

    Un abrazo Sofía!!

    1. Muchas gracias bonica!!!! buah, un buen bañito también relaja muchisimo!!!! el coco me gusta también 😀 ay, y es que la bso de harry potter es preciosa!!! me gusta tu planazo para reconfortarte 😀 un abrazote!!!!!

    1. Andrea, muchas gracias a ti por leerme!! sólo intento escribir lo que a mí me gustaría leer, así que si puede ayudar a otras personas yo ya… 🙂 un abrazo y mucha fuerza!

  2. Me ha encantado y creo que voy a empezar a hablarme como lo haría a una amiga.
    Parece algo sencillo pero que todavia no se me habia ocurrido.
    Besos y ánimos tambien a tí.
    PD: abrazar o coger en brazos a mi perrín para sentir su corazón tambien reconforta.

    1. Hola preciosa! 🙂 inténtalo, de verdad. Parece absurdo pero ayuda MUCHO. Tienes toda la razón, abrazar a los animales reconforta un montón. A mi tener a Simba en mis primeros meses tras mi gran chungo de ansiedad me ayudó muchisimo. Es un pilar muy importante en mi vida por eso 🙂 un besote enorme!!!!!!

  3. Sofi, como siempre un placer leerte!cada post es como si me cogieses de las manos y me dijeras “relájate,respira,levanta la cabeza y sonríe al mundo”
    Los leo siempre en el tren antes de empezar el día (todos los días me leo alguno) y me ayudas mucho!
    Gracias por lo que haces,por la emoción que le pones (y transmites) y por la suavidad de tus palabras!

    1. Jo Nuri, muchas gracias por tus palabras, por tu tiempo, por leerme… me emociona mucho que me leas al empezar el día, en serio. Qué conexión tan bonita contigo :). Gracias a ti siempre!!!! este es mi rinconcito y compartirlo con otras personas que lo valoran me hace muy feliz 🙂

  4. Qué bien me viene este post. Lo voy a leer cada vez que esté ansiosa. Me ayuda mucho también hacer todo muy despacio e intentar prestar atención a todo lo que hago. Voy a comprarme el spray de agua de azahar del que nos hablas!!!Yo lo que hago es echar unas gotitas de aceite esencial de lavanda en la almohada pero quiero probar con el spray de azahar. Coger a mi gata y escuhar sus ronroneos también es muy relajante,
    Un abrazo y gracias por compartir. Leire.

    1. Hola Leire.

      MUCHAS MUCHAS gracias por tu comentario, por estar siempre ahí. Eres una de mis personitas del mundillo 2.0 más fieles y cada vez que veo un me gusta o un comentario tuyo, me hace muy muy feliz!!!!! me alegro mucho que te haya servido mi post. El spray lo compré en un herbolario de aquí en Madrid pero acabo de mirar en Google y lo tienen en muchas tiendas online. Si necesitas ayuda, dime!!! echar unas gotitas del de lavanda tb tiene q sentar genial 😀 un abrazote!!!!!

  5. Había probado el aceite de lavanda, pero buscaré el agua de azahar. En mi zona hay muchos naranjos y el olor me encanta, no sabia que también es relajante. Y el de naranja para activar!! que curioso.
    Tendré que empezar a practicar lo del Mindfulness, vivimos en un mundo que va demasiado rapido.
    Un abrazo!

    1. Hola Carmen!! Sí!! es muy relajante 🙂 lo que estoy haciendo yo ultimamente es echar unas gotitas en el agua del humidificador que tenemos y así se impregna toda la habitación del olor. Tengo pendiente subir una parte 2 de este post, que ha gustado mucho 😀

      Lo del mindfulness cada vez se hace más necesario, la verdad. Sobre todo si vives en ciudades con demasiada gente o movimiento y eres una persona que recibe muchos estímulos…te saturas antes.

      Un besote enorme y mil gracias por contestar!!!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *